dilluns, 8 de febrer de 2010

Laye



















Yo beberé algún día,



el rojo vino, el aire



de su resucitada



juventud, y saldré



por tus calles cantando,



cantando hasta quedarme



sin voz, porque serás



de nuevo y para siempre,



albergue de extranjeros,



capital de los mares,



patria de los valientes



tú, Laye, mi ciudad






Cap comentari:

Publica un comentari